Por Pablo Arahuete

El director Tim Burton vuelve a sus raíces, a sus orígenes en la animación, a su imaginación a prueba de errores que no se agota, a la precisión milimétrica en el guión. Dándole la mitad del crédito al co-director Mike Johnson y su magistral capacidad de recorrer maquetas como si deambulara en sets reales.

El cadáver de la novia: A Tim Burton la muerte le sienta bien 2


 

El apoteótico final de El gran pez, tal vez el opus de Tim Burton de mayores resonancias literarias en cuanto a estructura narrativa, resumía en ese reencuentro de todos los personajes dos ideas recurrentes en la tópica “burtoniana”: el interjuego entre el mundo ficticio y el real por un lado, donde la infancia se introduce como un espacio virtual que contiene a los dos universos, y, por otro lado, el espíritu desacralizador de la muerte, una suerte de detonante reflexivo sobre la vida. Quizás, el creador de El extraño mundo de Jack, nos intentaba transmitir en ese desenlace su convencimiento de que para celebrar y valorar la vida antes habrá de celebrarse la muerte. Esa parece ser la premisa clave en su obra maestra, El cadáver de la novia.

El cadáver de la novia: A Tim Burton la muerte le sienta bien 6Otra vez dos mundos en pugna: el gris, monótono, mezquino y deslucido de los vivos y aquel tentador, misterioso, brillante y luminoso de los muertos. Ambos infranqueables e irreconciliables pero que, sin embargo, gracias a la magia del cine de Burton se pueden entrelazar hasta disolverse en un abrazo, como ocurre entre un nieto y su abuelo en la mejor secuencia del film.

Uno puede imaginar a Tim igual al niño asombrado de Charlie y la fábrica de chocolate cuando su abuelo le narra su historia. Seguramente, la misma sensación se reprodujo al enterarse Burton sobre un relato folklórico ruso del siglo 19, cuyo origen se remonta a los asesinatos reales perpetrados por grupos antisemitas. Estos secuestraban en los casamientos a las novias judías, las mataban y enterraban con el vestido de novia. El atroz acto se convirtió luego en un cuento popular que planteaba, a grandes rasgos, un casamiento frustrado y prohibido por la tradición judía. El novio introducía el anillo nupcial en la rama de un árbol, pero ésta es en realidad el dedo de un cadáver de una mujer, quien se corporiza en el bosque.

Con ciertas licencias y agregados, que contribuyen al desarrollo fluido de la trama, el nuevo El cadáver de la novia: A Tim Burton la muerte le sienta bien 4film de Tim Burton reformula la historia original a partir del cruce simbólico entre el mundo de los vivos y el de los muertos, a través del punto de vista de Víctor (voz de Johnny Depp), protagonista y eterno anti-héroe que desentona en el primero y encuentra un lugar acogedor en el otro, al reconocerse en los ojos de Emily (voz de Helena Bonham Carter), a quien desposa azarosamente. Y en realidad, puede aventurarse que para el autor de Beetlejuice las mejores historias de amor son aquellas que no se pueden concretar nunca; aquellos maravillosos imposibles donde sobrevuela el descarnado Joven manos de tijeras, el científico frankesteiniano de El extraño mundo… y, ahora, la deslumbrante Emily. Imposibles maravillosos como el reencuentro entre vivos y parientes muertos; como el triángulo amoroso entre Víctor- Victoria y la novia cadáver, en el que un frío e inescrupuloso tercero en discordia, Lord Barkis, hará de las suyas para que ninguno sea feliz. Ya es costumbre en el solitario y dark de Hollywood (así fue bautizado alguna vez Tim Burton por la crítica), el intento de desacralización que opera contra varias instituciones sociales -intocables para el cine mainstream- como el matrimonio, aquí reducido en formalidades a un ensayo de boda accidentado o por un mero interés económico, tal es la idea del casamiento arreglado para mejorar el status de las familias, el otro símbolo al cual el realizador apunta sus dardos. Los padres de Víctor, nuevos ricos sin clase, y los de Victoria (voz de Emily Watson) aristócratas en decadencia encarnan la crítica solapada del director.

El cadáver de la novia: A Tim Burton la muerte le sienta bien 5Todo conjuga perfecto y organizadamente en los 76 minutos que dura el film, dándole la mitad del crédito al co-director Mike Johnson y su magistral capacidad de recorrer maquetas como si deambulara en sets reales; de extraer expresividad y movimiento en muñecos inanimados y, de entregar en cada plano la huella de Tim Burton, su sensibilidad e integridad artística. Y eso sólo se consigue cuando existe una fe ciega y entrega total en lo que se crea; en quienes se deposita la confianza para sumarse a otro imposible maravilloso, que por un corto tiempo, donde desfilan personajes entrañables como el gusano- cuya fisonomía mezcla el rostro de Peter Lorre (compañero de aventuras de Vincent Price) y de Steve Buscemi (El gran pez)- sumado al despliegue visual y la melancólica banda sonora del infantable Danny Elfman, ese microuniverso parece más vivificante que el real.

Así, apostando a la intuición, a la imperfección del trabajo artesanal en detrimento de la hiperrealidad del 3D, Tim Burton manipula los hilos invisibles de la animación cuadro a cuadro como podía hacerlo el legendario Ed Wood con sus naves de hojalata, homenajeado por el propio Burton y caracterizado magníficamente por Depp.

El cadáver de la novia: A Tim Burton la muerte le sienta bien 3

El director vuelve a sus raíces, a sus orígenes en la animación, a su imaginación a prueba de errores que no se agota, a la precisión milimétrica en el guión, fruto de la reunión de sus tres colaboradores habituales: Caroline Thompson (El joven manos…), John August (El gran pez; Charlie...) y Pamela Pettler. El rumor del Oscar al mejor film animado a Tim no le quita el sueño, aunque sería un gran momento para reconocer su talento y su indiscutible sello de autor.

Al juzgar por los resultados, pareciera que a Tim Burton la muerte le sienta bien para celebrar la vida y al cine.

El cadáver de la novia: A Tim Burton la muerte le sienta bien 7Título: El cadáver de la novia
Titulo Original: Corpse bride
Dirección: Tim Burton, Mike Johnson
Intérpretes: Johny Depp, Helena Bonham Carter, Emily Watson, Albert Finney, Tracey Ullman
Calificación: No disponible
Género: Animación, Basado en cuento, Musical, Romance
Duración: 76 minutos
Origen: Inglaterra
Año de realización: 2005
Fecha de estreno: 13/10/2005

Puntaje 10 (diez)

No hay comentarios

Dejar una respuesta