por la vida! aficheTítulo: Por la vida!
Título original: Auf Das Leben!
Dirección: Uwe Janson
Clasificación
: Apta mayores de 13 años
Duración: 90 minutos
Género: Drama
Distribuidora: Ifa Cinema
Origen: Alemania
IntérpretesMax Riemelt, Sharon Brauner, Mathieu Carrière, Hannelore Elsner, Catherine H. Flemming
Año: 2014
Fecha de estreno: 03/12/2015

Puntaje: 7 (siete)

Por Pablo Arahuete


Pasado y presente coexisten en este film alemán del realizador Uwe Janson (Baal -2004-) que traza en su recorrido de los recuerdos de una sobreviviente al holocausto y el interés de un joven por conocer su historia las coordenadas de un relato clásico que intercala flashbacks para reconstruir una etapa triste de Alemania y que en el presente parece necesario recuperar para no repetir la historia.por la vida! 1

Por la vida! es un melodrama en el que el pasado de los personajes, el joven Jonas -Max Riemelt- y Ruth -Hannelore Elsner-, una mujer que lo dobla en edad y que debe ser desalojada de su departamento, se conectan por medio del dolor y sus historias particulares. Ella logró sobrevivir a los nazis, sus padres no y además intentó volver a empezar en el amor al conocer a un director de cine a principios de los 70. En cambio, Jonas huye del compromiso con su novia por presentar los síntomas de la esclerosis múltiple que arrasó con la vida de su madre en poco tiempo.

Así, el pasado de cada uno representa en el presente de los personajes una imagen traumática,por la vida! 2 que para el caso de Ruth reproduce la peor secuencia de su niñez, aunque el descubrimiento por parte de Jonas de una cinta arrumbada entre las ruinas del desalojo forzado, la muestran de joven -Sharon Brauner- con la vitalidad latente y la fuerza de sus performances como cantante, mientras el enamorado Víctor, director, sucumbe a sus encantos detrás de la cámara.

Sin tratarse de un film romántico, la apuesta al amor de este opus de Uwe Janson se entrelaza con la de segundas oportunidades –o terceras- cuando a la pregunta del “¿por qué seguimos vivos?” se le superpone otra más enigmática “¿Por qué no?”.

Por la vida! no hace foco en la culpa, sino en las redenciones que se encuentran cuando menos se las busca, en la fuerza que se oculta detrás de los otros cuando la mirada solamente apunta hacia el pasado sin tener en cuenta el presente.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here